Entrevista a Paloma Sánchez, Catedrática de Estructura Económica y Desarrollo Económico de la UAM y Directora de la Cátedra UAM – Accenture en Economía y Gestión de la Innovación

La Universidad Autónoma de Madrid y Accenture, conscientes de la importancia de la innovación para el desarrollo socio-económico y de las ventajas de la colaboración universidad-empresa, crearon en 2009 la Cátedra UAM-Accenture en Economía y Gestión de la Innovación. Al mando de la dirección de la Cátedra está la Catedrática en Estructura Económica y Desarrollo Económico de la UAM, Mº Paloma Sánchez, quien nos ha concedido la siguiente entrevista para hablarnos de este proyecto.


1er Premio (2009) Cátedra


Entrega del Premio de la Cátedra UAM-Accenture correspondiente al año 2009.


¿Cómo surgió la idea de crear la Cátedra UAM-Accenture en Economía y Gestión de la Innovación?


Dada la escasez de apoyos que existen en la Universidad para la gestión de los Máster y Doctorados pensé en recabar ayuda empresarial para los mismos para los programas Interuniversitarios Máster y Doctorado, en Economía y Gestión de la Innovación que coordino. Una de las primeras empresas que contacté fue Accenture. La persona con la que hablé, socio de la compañía, quién después se convertiría en Presidente del Consejo de la Cátedra (D. Juan Pedro Moreno) había sido antiguo alumno de la Facultad de Económicas de nuestra Universidad y persona convencida del interés de que la empresa y la Universidad colaboren. Se mostró enormemente receptivo ante la idea y ambos fuimos conformando las características de la Cátedra y los aspectos en los que podíamos colaborar.


¿En qué sentido ambas entidades salen beneficiadas por la Cátedra?


La Universidad recibe unos recursos financieros que le permiten contratar a personal a tiempo completo para mejorar las actividades docentes e investigadoras de los programas Máster y Doctorado antedichos. Es de hacer notar que el volumen de recursos totales que la Universidad percibe es mucho mayor que los recursos financieros que Accenture aporta directamente. A ellos hay que añadir las horas de los distintos profesionales de la compañía que nos apoyan en nuestras actividades, en muchos casos asistiendo a los actos que organizamos, co-dirigiendo trabajos de investigación, abriéndonos las puertas de sus clientes para actividades de investigación o de difusión, etc. Además la relación con Accenture nos permite estar más cercanos al mundo empresarial y a la sociedad a la que la Universidad debe servir y para la que están desarrollados nuestros programas. Nos permite asimismo tener una presencia más activa en redes internacionales y posibilita a nuestros alumnos el acceso a otras empresas nacionales y a instituciones extranjeras en las que desarrollar sus trabajos de investigación. A la compañía, la relación con la universidad le da, por una parte, visibilidad y por otra un tiempo y una capacidad para reflexionar sobre los temas de investigación que a ellos les interesan de los que la compañía carece. Asimismo los investigadores universitarios somos conocedores de unas metodologías de investigación que a la compañía le resultaría mucho más costoso adquirir.


¿Cuáles son las actividades de la Cátedra de las que se siente más orgullosa?


Quizás lo más importante de todo es que después de 6 años de vida de la Cátedra seguimos teniendo una excelente relación con la empresa. Todas las decisiones importantes de las actividades de la Cátedra se toman conjuntamente lo cual nos permite caminar con pasos más firmes. Si tuviera que concretar y pensar en la mejor de las decisiones tomadas creo que fue proponer a Juan Pedro Moreno la Presidencia del Consejo y que él la aceptara. Creo firmemente que en las actividades conjuntas entre la universidad y la empresa esta última tiene que tener un papel preponderante. Ello no va a suponer pérdida de autonomía para la Universidad ni el desarrollo de actividades que los representantes universitarios no deseen. Sin embargo este reparto de papeles hace que la empresa vea las actividades conjuntas como algo suyo, en lo que puede participar directamente no sólo en su financiación como ocurre en muchos casos, sino en el diseño de dichas actividades y en la puesta en marcha de las mismas.


¿Se han cumplido las expectativas previstas con la Cátedra? ¿Qué retos se le plantean a la Cátedra en 2014?


Las expectativas se han cubierto totalmente. La satisfacción de ambas instituciones es total. Por parte de la universidad los mensajes que nos llegan es que la Cátedra UAM-Accenture es la cátedra de patrocinio más activa de las 31 existentes en la universidad. Por parte de la empresa baste decir que en unos momentos en que los fondos dedicados a todo tipo de actividades están siendo reducidos, la colaboración con nuestra universidad se está manteniendo en los mismos niveles. De cara al 2014, hemos acordado desarrollar actividades de formación, adicionales a las que ahora tenemos, que hagan más visible a la Cátedra en nuestra universidad y constituyan una oferta interesante para alumnos adicionales y en particular para las empresas.


El Programa Máster Interuniversitario en Economía y Gestión de la Innovación que la Cátedra apoya, tiene un ratio de alumnos aceptados con relación a solicitudes recibidas del 10%. Dicho ratio se viene manteniendo ininterrumpidamente en los últimos años. De cara al curso 2014-2015 queremos potenciar la presencia de alumnos españoles entre los admitidos, buscando fórmulas para apoyarles de manera más activa en los difíciles momentos económicos que atravesamos.


¿Cuál es el valor de la cooperación entre las universidades y las empresas en el contexto actual?


Sigue siendo el mismo que era hace unos años. Los primeros programas de cooperación educativa que se desarrollaron en España tienen su origen en la Universidad Autónoma y tienen ya más de 25 años de antigüedad. La reducción de los fondos públicos para investigación que la crisis ha originado nos obliga a incrementar nuestro acercamiento al sector privado, siendo muy conscientes de que para conseguir su apoyo tenemos que ofrecerles productos de calidad, que realmente sean de su interés y en cuyo diseño, como decía anteriormente, participe activamente el mundo empresarial.


¿Cuál es su valoración del desarrollo de la Innovación en España?


Estamos claramente por debajo de países de nuestro entorno. Los estímulos para la inversión empresarial en innovación, que en otros países dan mejores resultados como por ejemplo los fiscales, en España parecen ser poco operativos. Las empresas que están resistiendo bien la crisis y mejorando sus posiciones internacionales, son en muchos casos empresas muy innovadoras que no han necesitado apoyos públicos para desarrollar su actividad sino llegar al convencimiento de que la innovación es condición necesaria para la competitividad y en lugar de reducir sus recursos a la investigación y a la innovación en la época de crisis los han incrementado. La difusión de estos ejemplos y el mensaje permanente de que la innovación es la puerta por la que se accede al crecimiento, es una de las principales tareas que los poderes públicos deberían asumir.


¿Por qué es importante priorizar la Innovación para el desarrollo económico-social?


Como decía en la pregunta anterior la innovación es condición sine qua non para la competitividad. La innovación es uno de los aspectos que más interés despierta dentro de la denominada “Economía evolutiva”. Los “evolutivistas” piensan y demuestran, como Darwin, que solo los entes (en este caso las empresas) que se modifican para adaptarse al cambiante medio económico y social en el que vivimos, son las que sobreviven. Ese es nuestro reto.

Ciudad Universitaria de Cantoblanco

Calle Einstein 13, Pabellón C, 2ª Planta. 28049 Madrid  |  Ver mapa  |  Aviso Legal  |  Política de privacidad

2018 © Fundación de la Universidad Autónoma de Madrid.